Vitaminas, antioxidantes y cáncer

 El uso de complementos alimenticios a base de vitaminas y antioxidantes con la finalidad de prevenir o ayudar en el tratamiento contra el cáncer es todavía hoy objeto de polémica y de investigaciones. Llevamos más de 50 años realizando estudios sobre esta materia con resultados muchas veces contradictorios. El tema no carece de importancia, ya que además de probablemente no ser efectivos para esta finalidad, vitaminas y antioxidantes, a altas dosis, podrían elevar el riesgo de padecer cáncer o interferir con tratamientos oncológicos como la radioterapia y la quimioterapia.

 Detrás del cada tipo de cáncer puede haber múltiples factores en su origen y evolución. Unos de ellos puede ser la formación en el organismo de radicales libresmoléculas muy reactivas que se forman naturalmente en el organismo y que pueden llegar a dañar el ADN y ocasionar cáncer. Por suerte nuestro organismo posee unos magníficos sistemas de defensa contra estas sustancias, sin embargo estos sistemas pueden fallar y los radicales libres que escapan consiguen provocar daños en diversas estructuras celulares. Esta teoría justificaría el empleo de vitaminas antioxidantes como la Vitamina C o la Vitamina E, también de minerales como el Selenio o moléculas con alto poder antioxidante como el Resveratrol. 

  Sin embargo, la oxidación es también un mecanismo de defensa que utiliza nuestro organismo para combatir a los patógenos y para eliminar células tumorales, por lo que interferir en estos mecanismos naturales de defensa podría tener un efecto contrario al esperado. Además la oxidación celular es también el mecanismo de acción de algunos fármacos antineoplásicos y de la radioterapia. El auge de los tratamientos alternativos entre los pacientes oncológicos lejos de ayudarles, podría disminuir la efectividad de los tratamientos y disminuir sus posibilidades de supervivencia.

   Existen gran número de estudios «in vitro» que apoyan la teoría de que mayores concentraciones de antioxidantes pueden proteger a las células del daño oxidativo. Se han ensayado moléculas como betacaroteno, licopeno, zinc, selenio, polifenoles, ácido ascórbico o resveratrol con resultados prometedores. Sin embargo y por desgracia, el tema cambia cuando pasamos de estudios in vitro a estudios in vivo y con personas. En este sentido, o bien no existen estudios adecuados en humanos o los que hay han mostrado resultados desfavorables para vitaminas y antioxidantes.

  Quizá uno de los mejores estudios realizados sobre esta materia sea el ensayo ATBC (Alfa Tocoferol, Beta-Caroteno), realizado en Finalndia en los años 90 y que incluyó a 29.000 varones fumadores. El estudio se prolongó durante 6 años concluyendo que el betacaroteno en fumadores incrementa el riesgo de padecer cáncer de pulmón (+18%), las enfermedades cardiovasculares y la mortalidad general (+8%). No se encontraron beneficios ni perjuicios para la suplementación con vitamina E.

  El Estudio PHS (Physician Health Study) incluyó a más de 22.000 médicos para evaluar  el beneficio de la aspirina como preventivo de la enfermedad cardiovascular y el rol del beta-caroteno. El estudio vio claramente el efecto protector de la aspirina sin embargo no hayó beneficios en la suplementación con betacaroteno. 

  El estudio CARET incluyó a más de 18.000 fumadores de ambos sexos con la finalidad de estudiar los beneficios de la suplementación con retinol y betacaroteno. El estudio desveló un preocupante aumento del riesgo de cáncer (RR 1.28,  un 28% más), así como una mayor mortalidad global (+17%). 

  Se han seguido realizando numerosos estudios y revisiones sobre esta materia en los últimos años, evaluando diferentes sustancias antioxidantes en distintos tipos de cáncer. Todos los ensayos (controlados y aleatorizados) hasta la hecha han arrojado la misma conclusión: no hay evidencias para recomendar el empleo de de vitaminas A, E, C o Selenio para prevenir la mortalidad por cáncer. Además, hay algunos ensayos que parecen indicar que estas sustancias podrían aumentar el riesgo de cáncer en fumadores.

  Por otra parte hay evidencia de que estas sustancias podrían interaccionar y disminuir la eficacia de algunos tratamientos contra el cáncer como los agentes quimioterápicos cuyo mecanismo de acción se basa en la oxidación (alquilantes, bleomicina, antraciclinas y bleomicina entre otros). La radioterapia también basa su efectividad en la generación de agentes pro-oxidantes, por lo que si bien estos compuestos pueden reducir los efectos adversos de la radio, también pueden disminuir la eficacia de la misma y la supervivencia de los pacientes que los empleen.

El papel del farmacéutico

  Los suplementos vitamínicos pueden ser útiles en determinadas circunstancias o estados carenciales, sin embargo no existe evidencia científica que sustente su recomendación en prevención de ningún tipo de cáncer. En el caso de pacientes fumadores debe advertírseles que los suplementos con betacaroteno lejos de ayudarles pueden incrementar las probabilidades de padecer cáncer de pulmón. Aquellos pacientes con cáncer deberían abstenerse de usar suplementos a base altas concentraciones de vitaminas y antioxidantes ya que podría interferir con la terapia prescrita por su oncólogo. Si aún así estos pacientes van a utilizar estos suplementos deberían alejarlos todo lo posible en el tiempo de la quimio y de la radioterapia. 

  Lo ideal será siempre ingerir estos nutrientes a través de la alimentación, a través de una dieta equilibrada y rica en frutas y verduras. 

Autor: Roi Cal Seijas. Farmacéutico comunitario. 

  Si eres farmacéutico y te interesa trabajar con nosotros a favor de la evidencia científica y para conseguir una farmacia más profesional, sanitaria y orientada al paciente no dudes en ponerte en contacto con nosotros aquí. 

Referencias: 

  1. Rimm y col. Health Professionals Follow-up Study. N. Engl. J. Med. 1993; 328: 1450.
  2. Stephens y col. Cambridge Heart Antioxidant Study (CHAOS). Lancet 1996; 347: 781.
  3. Rapola y col. Lancet 1997; 349: 1715.
  4. Hunter y col. Nurse Health Study. N. Engl. J. Med. 1993.
  5. Diplock AT, Charleux JL, Crozier-Willi G, et al. Functional food science and defence against reactive oxygen species. British Journal of Nutrition 1998;  80(Suppl 1):S77-S112. [PubMed Abstract]
  6. Valko M, Leibfritz D, Moncol J, et al. Free radicals and antioxidants in normal physiological functions and human disease.International Journal of Biochemistry & Cell Biology 2007; 39(1):44-84. [PubMed Abstract]
  7. Bouayed J, Bohn T. Exogenous antioxidants—double-edged swords in cellular redoc state: health beneficial effects at physiologic doses versus deleterious effects at high doses. Oxidative Medicine and Cellular Longevity 2010; 3(4): 228-237.[PubMed Abstract]
  8. Davis CD, Tsuji PA, Milner JA. Selenoproteins and Cancer Prevention. Annual Review of Nutrition 2012; 32:73-95. [PubMed Abstract]
  9. Patterson RE, White E, Kristal AR, et al. Vitamin supplements and cancer risk: the epidemiologic evidence. Cancer Causes and Control 1997; 8(5):786-802. [PubMed Abstract]
  10. Blot WJ, Li JY, Taylor PR, et al. Nutrition intervention trials in Linxian, China: supplementation with specific vitamin/mineral combinations, cancer incidence, and disease-specific mortality in the general population. Journal of the National Cancer Institute 1993;85:1483–91. [PubMed Abstract]
  11. Qiao YL, Dawsey SM, Kamangar F, et al. Total and cancer mortality after supplementation with vitamins and minerals: follow-up of the Linxian General Population Nutrition Intervention Trial. Journal of the National Cancer Institute2009;101(7):507-518. [PubMed Abstract]
  12. The Alpha-Tocopherol, Beta Carotene Cancer Prevention Study Group. The effects of vitamin E and beta carotene on the incidence of lung cancer and other cancers in male smokers. New England Journal of Medicine 1994;330:1029–35. [PubMed Abstract]
  13. Rautalahti MT, Virtamo JR, Taylor PR, et al. The effects of supplementation with alpha-tocopherol and beta-carotene on the incidence and mortality of carcinoma of the pancreas in a randomized, controlled trial. Cancer 1999; 86(1):37-42. [PubMed Abstract]
  14. Virtamo J, Edwards BK, Virtanen M, et al. Effects of supplemental alpha-tocopherol and beta-carotene on urinary tract cancer: incidence and mortality in a controlled trial (Finland). Cancer Causes and Control 2000;11(10):933-939. [PubMed Abstract]
  15. Albanes D, Malila N, Taylor PR, et al. Effects of supplemental alpha-tocopherol and beta-carotene on colorectal cancer.Cancer Causes and Control 2000; 11(3):197-205. [PubMed Abstract]
  16. Wright ME, Virtamo J, Hartman AM, et al. Effects of alpha-tocopherol and beta-carotene supplementation on upper aerodigestive tract cancers in a large, randomized controlled trial. Cancer 2007; 109(5):891-898. [PubMed Abstract]
  17. Omenn GS, Goodman G, Thomquist M, et al. The beta-carotene and retinol efficacy trial (CARET) for chemoprevention of lung cancer in high risk populations: smokers and asbestos-exposed workers. Cancer Res 1994;54(7 Suppl):2038s–43s.
  18. Goodman GE, Thornquist MD, Balmes J, et al. The Beta-Carotene and Retinol Efficacy Trial: incidence of lung cancer and cardiovascular disease mortality during 6-year follow-up after stopping beta-carotene and retinol supplements. Journal of the National Cancer Institute 2004;96(23):1743-1750. [PubMed Abstract]
  19. Neuhouser ML, Barnett MJ, Kristal AR, et al. Dietary supplement use and prostate cancer risk in the Carotene and Retinol Efficacy Trial. Cancer Epidemiology, Biomarkers & Prevention 2009;18(8):2202-2206. [PubMed Abstract]
  20. Hennekens CH, Buring JE, Manson JE, Stampfer M, Rosner B, Cook NR, et al. Lack of effect of long-term supplementation with beta carotene on the incidence of malignant neoplasms and cardiovascular disease. New England Journal of Medicine1996;334:1145–9. [PubMed Abstract]
  21. Lee IM, Cook NR, Manson JE. Beta-carotene supplementation and incidence of cancer and cardiovascular disease: Women’s Health Study. Journal of the National Cancer Institute 1999;91:2102–6. [PubMed Abstract]
  22. Lee IM, Cook NR, Gaziano JM, et al. Vitamin E in the primary prevention of cardiovascular disease and cancer: the Women’s Health Study: a randomized controlled trial. JAMA 2005;294(1):56-65. [PubMed Abstract]
  23. Hercberg S, Galan P, Preziosi P, et al. The SU.VI.MAX Study: a randomized, placebo-controlled trial of the health effects of antioxidant vitamins and minerals. Archives of Internal Medicine 2004;164(21):2335-2342. [PubMed Abstract]
  24. Hercberg S, Ezzedine K, Guinot C, et al. Antioxidant supplementation increases the risk of skin cancers in women but not in men. Journal of Nutrition 2007;137(9):2098-2105. [PubMed Abstract]
  25. Hercberg S, Kesse-Guyot E, Druesne-Pecollo N, et al. Incidence of cancers, ischemic cardiovascular diseases and mortality during 5-year follow-up after stopping antioxidant vitamins and minerals supplements: a postintervention follow-up in the SU.VI.MAX Study. International Journal of Cancer 2010;127(8):1875-1881. [PubMed Abstract]
  26. Ezzedine K, Latreille J, Kesse-Guyot E, et al. Incidence of skin cancers during 5-year follow-up after stopping antioxidant vitamins and mineral supplementation. European Journal of Cancer 2010;46(18):3316-3322. [PubMed Abstract]
  27. Lonn E, Bosch J, Yusuf S, et al. Effects of long-term vitamin E supplementation on cardiovascular events and cancer: a randomized controlled trial. JAMA 2005;293(11):1338-1347. [PubMed Abstract]
  28. Lippman SM, Klein EA, Goodman PJ, et al. Effect of selenium and vitamin E on risk of prostate cancer and other cancers: the Selenium and Vitamin E Cancer Prevention Trial (SELECT). JAMA 2009;301(1):39-51. [PubMed Abstract]
  29. Klein EA, Thompson IM, Tangen CM, et al. Vitamin E and the risk of prostate cancer: the Selenium and Vitamin E Cancer Prevention Trial (SELECT). JAMA 2011;306(14):1549-1556. [PubMed Abstract]
  30. Gaziano JM, Glynn RJ, Christen WG, et al. Vitamins E and C in the prevention of prostate and total cancer in men: the Physicians’ Health Study II randomized controlled trial. JAMA 2009;301(1):52-62. [PubMed Abstract]
  31. Fortmann SP, Burda BU, Senger CA, et al. Vitamin and mineral supplements in the primary prevention of cardiovascular disease and cancer: an updated systematic evidence review for the U.S. Preventive Services Task Force. Annals of Internal Medicine 2013. [PubMed Abstract]
  32. Lawenda BD, Kelly KM, Ladas EJ, et al. Should supplemental antioxidant administration be avoided during chemotherapy and radiation therapy? Journal of the National Cancer Institute 2008;100(11):773-783. [PubMed Abstract]

 

 

1 comentario en “Vitaminas, antioxidantes y cáncer”

  1. Un artículo interesante sobre las vitaminas. Lamentablemente existe toda una industria detrás de la venta de vitaminas que hace que los esfuerzos por desmitificar a muchas de ellas caiga en sacos rotos. La industria alimentaria usa el bulo de las vitaminas para incrementar las ventas de ciertos productos. Les dejo la dirección de mi blog por si hay interés ya que allí trato temas de salud que están avalados por la ciencia https://eduardosetti.wordpress.com

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.