Evidencias pediatría: jarabes para la tos

REVISIÓN: Eficacia y seguridad de los fármacos empleados en pediatría para tratamiento de la tos aguda. 

Autor: Roi Cal Seijas. 

 

  El tratamiento de la tos aguda e inespecífica en niños es un tema que trae de cabeza tanto a padres como a pediatras. La mayoría de medicamentos o productos que se utilizan para tratar la tos en niños tiene poca evidencia científica a su favor(1), algunos de hecho tienen una fuerte carga de evidencia en su contra. Si a esto le añadimos que algunos de estos medicamentos, pueden tener efectos secundarios, urge hacer una revisión de su seguridad y eficacia en aras de una prescripción/indicación farmacéutica más racional. 

    I. ANTIHISTAMÍNICOS:

Los fármacos antihistamínicos pueden ser de utilidad en algunos tipos de tos, como puede ser la tos crónica de origen asmático o alérgico. No obstante, y a pesar de su empleo regular, no existen pruebas que avalen su eficacia en tos inespecífica. (2)

La combinación de antihistamínicos con  fármacos descongestivos
(bromfeniramina /fenilpropanolamina clorhidrato) no mostró ninguna mejora y supone un aumento del riesgo de efectos secundarios. (3)

  La mayoría de efectos secundarios suelen ser leves (irritabilidad y malestar gastrointestinal) pero se han registrado casos, algunos graves, de sedación.

Marcas comerciales: Actithiol antihistamínico, Paidoterin. 

     II. SALBUTAMOL: 

  El salbutamol es un broncodilatador de acción rápida muy utilizado por vía inhalatoria para el tratamiento del asma. También existe una presentación por vía oral en forma de jarabe que se usa para tratar la tos inespecífica con componente espástico. 

  El salbutamol por vía oral en el tratamiento de la tos ha demostrado «no ser efectivo» en bronquitis aguda (4), además puede provocar efectos secundarios como temblor, estremecimientos, nerviosismo y alteraciones cardíacas. 

Marcas comerciales: Aldobronquial 

    III. MEPIFILINA:

  La mepifilina o mepiramina es un derivado de etilendiamina, que bloquea de forma competitiva, reversible e inespecífica a los receptores H1, disminuyendo los efectos sistémicos de la histamina. Produce un ligero efecto broncodilatador que puede ser útil en caso de afecciones bronquiales, pero no es un fármaco mucolítico ni antitusivo. No existe evidencia que respalde su uso como antitusivo o mucolítico. 

  Su uso se ha extendido en niños y adultos como tratamiento para casi cualquier tipo de tos. Si embargo la mepifilina no ha demostrado su efectividad en el tratamiento de la tos. 

Marcas comerciales: Fluidasa

    IV. DEXTROMETORFANO: 

  El dextrometorfano es un opioide sintético utilizado por su propiedades antitusivas. A pesar de ser uno de los antitusivos más usados en adultos su uso en pediatría es controvertido ya que no hay una evidencia sólida de su eficacia (5). Su uso está autorizado a partir de los dos años y sólo para tos sin expectoración (por desgracia no siempre se respeta). Los efectos secundarios más frecuentemente observados son nauseas, vómitos y dolor abdominal.

Marcas comerciales: Romilar, Bisolvón antitusivo, Inistolin antitusivo…

    V. MUCOLÍTICOS Y EXPECTORANTES:

  Sin evidencia que respalde los beneficios de estos fármacos en el tratamiento de la tos aguda en niños (6). Parece que acetilcisteína y carbocisteína son los que mejores resultados obtienen pero aún así sus beneficios son muy dudosos. Nunca deben emplearse en menores de 2 años por el riesgo de obstrucción bronquial. 

Marcas comerciales: Flumil, Mucosán, Inistolín expectorante…

    VI. CLOPERASTINA:

  Fármaco antitusivo derivado de los antihistamínicos. Su mecanismo de acción no es del todo conocido, pero se cree que actúa a nivel central y periférico. Serían deseables mejores ensayos sobre la efectividad de la cloperastina en niños, aunque hay una evidencia de calidad moderada que respalda su eficacia (7) (8). Sólo debe emplearse en niños mayores de dos años que cursen con tos seca. Bien tolerada, ligero efecto sedante por lo que es de especial indicación en tos nocturna.

Marcas comerciales: Flutox, Sekisan, Cloperastina EFG…

VII. MIEL: 

  La miel se ha usado tradicionalmente como remedio para el alivio de la tos. Lo cierto es que hay evidencia de buena calidad que respalda su eficacia (9) (10), sin embargo sería deseable realizar mejores estudios para saber cual sería la dosis eficaz, si es que realmente lo es. Su mecanismo de acción podría ser mecánico (demulcente) más que farmacológico. Sólo en niños mayores de un año por el riesgo de botulismo. 

VIII. HIEDRA (Hedera helix):

  Aunque hay numerosos estudios que concluyen que los extractos de hiedra son efectivos para reducir los síntomas de las infecciones respiratorias agudas, su efectividad no está claramente establecida (11). Los estudios revisados ​​muestran fallos metodológicos graves, no se ha comparado frente a placebo ni mucho mucho menos se ha empleado el doble ciego. Por ahora su uso sigue siendo tradicional y no se puede apoyar su utilización hasta que se realicen mejores estudios. Uso a partir de los dos años.

Marcas comerciales: Prospantuss, Tushell.

  La mayoría de productos de fitoterapia que se emplean en los jarabes para la tos pediátricos no cuentan con una evidencia científica que los respalde y se basan en un uso tradicional.

VIII. LEVODROPEPIZINA:

  La levodroprepizina es un fármaco con actividad antitusiva, aunque su mecanismo de acción no está claro parece actuar a nivel periférico traqueobronquial, ejerciendo unos efectos antialérgicos y antiespasmódicos. Un metaanálisis (12) apoya su eficacia como antitusivo en tos seca y su seguridad a partir de los dos años, por desgracia este metaanálisis está financiado por un fabricante de levodropepizina. Otros estudios obtienen conclusiones similares (13).

Marcas comerciales: Tautoss, Levotuss.

IX. DESCONGESTIVOS: 

  Los descongestivos por vía oral, solos o en combinación con otros medicamentos para la tos y el resfriado,  son los que entrañan mayor riesgo para la población pediátrica (14). No deben usarse en ningún caso en niños menores de dos años y a ser posible hasta los 7. Además no son eficaces para ninguna indicación (15).

Marcas comerciales: Paidoterin descongestivo, Instolín descongestivo. 

CONCLUSIONES

  El tratamiento de la tos en pediatría carece de buenas alternativas de tratamiento. La mayoría de fármacos que empleamos hoy en día no poseen una buena evidencia científica  que justifique su empleo y algunos tienen una sólida evidencia científica en su contra. Los efectos secundarios, aunque sean muy poco frecuentes, hacen que el balance beneficio riesgo de alguno de estos medicamentos sea desfavorable.

  «La Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) ha desaconsejado el uso de medicamentos de venta libre para la tos y el resfriado en niños menores de dos años, y recomienda precaución al usar estos medicamentos en niños de 2 a 11 años debido al riesgo de efectos adversos.»

  No existen medicamentos seguros y eficaces para los menores de dos años de edad. Los resultados en población pediátrica no son extrapolables a adultos. 

CONSEJOS A LOS PADRES

  1. La tos es un mecanismo de defensa y no siempre es necesario tratarla. A veces puede tardar varias semanas en remitir pero no desespere, es algo completamente normal.
  2. No automedique nunca a los niños, ni siquiera con medicamentos sin receta. Siga siempre el consejo de su médico o farmacéutico. 
  3. En menores de dos años pueden ser de utilidad los lavados nasales con suero salino o agua de mar para reducir el exceso de mucosidad. Haga que el niño duerma parcialmente incorporado y mantenga una humedad ambiental entre 60-75%.
  4. La miel puede ser de ayuda en niños mayores de un año.
  5. No asocie varios medicamentos para la tos, sólo conseguirá aumentar los efectos secundarios.
  6. Lea detenidamente el prospecto de los medicamentos y siga las instrucciones y precauciones. Respete las dosis y mídalas de forma exacta con un dosificador (nunca en cucharadas).

REFERENCIAS

  1. Treating cough and cold: Guidance for caregivers of children and youth.
  2. Antihistamínicos para la tos inespecífica prolongada en niños. 
  3. Rhinosinusitis management in pediatrics: an overview.
  4. Agonistas beta2 para la bronquitis aguda

  5. Eficacia del uso de dextrometorfano para el tratamiento de la tos en pediatría: Revisión sistemática.
  6. Fármacos mucolíticos para tratar las infecciones agudas de las vías aéreas superiores e inferiores en niños sin enfermedad broncopulmonar crónica (Rev Cochrane). 
  7. Panorama clínico y farmacológico de la cloperastina en el tratamiento de la tos.

  8. Therapeutic Use of Levocloperastine as an Antitussive Agent

  9.  Miel para la tos aguda en niños, Cochrane review
  10. Effect of honey on nocturnal cough and sleep quality: a double-blind, randomized, placebo-controlled study.
  11. Systematic Review of Clinical Trials Assessing the Effectiveness of Ivy Leaf (Hedera Helix) for Acute Upper Respiratory Tract Infections

  12. Levodropropizine for treating cough in adult and children: a meta-analysis of published studies.

  13. Eficacia y tolerabilidad de levodropropizina y dropropizina en niños con tos no productiva
  14. Infant Deaths Associated with Cough and Cold Medications Two States, 2005 (CDC)
  15. Over‐the‐counter (OTC) medications for acute cough in children and adults in community settings

 

1 comentario en “Evidencias pediatría: jarabes para la tos”

  1. Pingback: Precio de los medicamentos: cuáles son más caros y por qué suben

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.